El llamado – Bogotá

6 comentarios

Este post es continuación del post “El llamado – Africa”…

El llamado me había llevado a África, pero como muchas veces nos pasa, eso no era el destino final. Debido a unas amenazas a su vida Liliana se fue de Sudán del sur seis semanas antes de terminar su misión. Antes de irse me invitó a visitar Colombia. Después de terminar mi trabajo en Sudán, me compré un pasaje para Colombia. Cuando aterricé en Bogotá, me acordé de mi padre, el escritorio de caoba que me había construido, el mapa del mundo encima del escritorio y una eternal presencia de Bogotá; tal vez una premonición de mi aterrizaje en esta ciudad. ¿Será que Bogotá era mi llamado y mi destino final?

La boda en el museo

Dos años después de aterrizar en Bogotá, Liliana y yo nos casamos en la iglesia de Santa Bárbara de Usaquén y tuvimos una hermosa boda en el Museo del Chico. Era enero y Bogotá estaba caliente como un horno, pero la noche estaba calmada y caliente. Toda la familia de Liliana, nuestros amigos, mi Hermana, mi hermano y el amigo de mi infancia estaban ahí. Bebimos whisky y bailamos toda la noche. Fue una noche mágica, llena de romance, amistad, amor y baile. Yo estaba enamorado de Liliana y de Colombia. Yo pensé que seguir mi llamado me había traído bendiciones inmensas.

¿Un llamado o una vida confusa?

A parte de una misión corta con Médicos sin Fronteras en el Chocó y unas consultorías en ingeniería yo nunca logré obtener trabajo e ingresos en Colombia. Eso generaba muchos conflictos entre Liliana y yo el primer año de nuestro matrimonio. Al final sentí que tenía que hacer algo para no perder a Liliana y decidí aplicar a un puesto como ingeniero de desarrollo en Copenhague y en febrero de 2009 nos mudamos a Copenhague juntos. Yo no quería dejar Colombia pero a la vez sentí que en Colombia iba a perder a Liliana. También sentí que no quería vivir en Dinamarca a pesar de que Dinamarca siempre había sido una bendición para mí; y esta vez no fue ninguna excepción. Dios me regaló todo.

La inmensa generosidad de Dios

Cuando Liliana me dijo que estaba embarazada yo no tenía palabras. Mi ex novia y yo tratamos por años tener un bebé y nunca lo logramos, pensé que nunca tendría hijos, pero nueve meses después nació Simón. Yo lo llamé Simón el milagroso porque esto parecía un milagro para mí. Simón es el hijo que yo siempre quería tener y lo amo con todo mi corazón. Pero Simón no fue el único milagro. Dos años después de Simón nació Emma. Emma es la niña de papa, ella siempre me acompaña cuando tengo que salir. Emma es una bandida voluntariosa y rebelde. Siempre hace lo que ella quiera hacer, y nunca acepta regaños. Siempre protesta. Y como su papá le encantan las motos. Emma es la consentida del papá. Ella es mi ángel. Pero los milagros seguían. Tres años después de Emma recibimos otra sorpresa, una niña bella que llamamos Hannah. Hannah es hermosa y pura sonrisa y le hace sonreír a todo el mundo.

collage

Yo sentí que Dios me había dado una inmensa riqueza. Me había dado todo lo que yo quería, educación, trabajo, una esposa no solo bonita e inteligente sino mi alma gemela, un apartamento grande y bonito y además tres hijos hermosos. Siempre en mi vida me había sentido bendecido, pero eso era demasiado. Me sentía el hombre más feliz, más rico y más bendecido del mundo. Dios me había regalado todo en Copenhague. Pero sentí que tenía que dejarlo todo e irme. Sentí que Dios me estaba llamando a compartir mis regalos con mi prójimo. Tenía usar mis educaciones, experiencias y habilidades en el servicio de Dios. Sentía que me estaba llamando para algo más que solo estar feliz y bien con mi familia en Dinamarca. Yo tenía que regresar a Colombia. Tenía una misión y era crear más felicidad en el mundo. La manera de lograr la misión era por medio del desarrollo tecnológico, económico y social. Lo que iba a hacer era empezar una empresa de consultoría que iba a dar consultorías en ingeniería para aumentar el nivel tecnológico, consultorías en administración de empresas para aumentar el nivel de éxito de pequeñas empresas, consultoría en innovación para aumentar el nivel de emprendimiento, consultoría en política social para mejorar el sector público y el acceso a educación y salud, consultoría en transporte urbano para mejorar la movilidad etc. etc. todo con el propósito de mejorar la calidad de vida de mis prójimos y especialmente los más pobres y así usar todos los regalos que me había dado Dios para hacerle servicio a Él. Pero lo que no sabía era que la voluntad de Dios a veces nos perturba el balance que sentimos en nuestras vidas.

Plural: 6 comentarios en “El llamado – Bogotá”

  1. Hola Tummas. Qué bonito que continúes con tu hermosa historia, me alegra mucho que compartas esos momentos tan especiales y tan íntimos con todos nosotros.
    A pesar que ahora estas lejos de nosotros, con esta historia de vida que nos enseñas me haces sentir como si no estuvieras lejos.
    Me haces mucha falta y añoro esos momentos en los que podíamos compartir junto con Dani una buena cerveza y fumarnos un habano…
    Espero que pronto nos volvamos a reunir. Te quiero mucho hermano!!!
    Por favor mándale un fuerte abrazo a Lili, y un beso gigante a los niños.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Mario
      Precisamente hoy le estaba diciendo a Liliana que me gustaría salir un rato con ustedes a tomar una cerveza. Era muy rico la vez pasada con Daniel.
      Me haces muchisima falta Mario y te extraño mucho. Lo que han hecho por nosotros tu y Diana no tiene precio. Somos eternamente agradecidos de tener a amigos como ustedes en nuestras vidas.
      Espero que estén bien y espero volver a verlos muy pronto.
      Un abrazo fuerte para ti y Diana y un beso grande para Nico y Martín.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s