Mes: abril 2016

Dios nos ama, no nos castiga

Este post es continuación del post anterior “Siguiendo el llamado, abriendo puertas y cerrando otras”. Después de aquel mensaje que recibí sobre el libro de Job “El Señor dio y el Señor quitó; Bendito sea el nombre del Señor”, quedé desesperanzado. Sentía que algo iba a pasar, tal vez Dios me iba a castigar. Tenía

Seguir leyendo